14 ene. 2016

Toda mujer quiere tener senos en buena forma a lo largo de la vida lamentablemente el busto puede perder firmeza por diferentes causas, desde el embarazo hasta en el momento que adelgazamos varios kilos, la mala postura o el paso de los años; con esta rutina de 5 minutos le haremos la lucha a dichas causas. Puedes realizar esta rutina de 3 a 4 veces ala semana. 
El calentamiento y estiramiento es fundamental para evitar lesiones.


Los ejercicios que a continuación, te presentaremos te ayudará a fortalecer los pectorales, para la ejecución de esta rutina vamos a necesitar mancuerna; pero no te preocupes si no tienes porque puedes utilizar botella de 500 mil llenas de arena, ¡cero excusas!




Remo inclinado con mancuerna | 1 minuto 

Coge una mancuerna con cada mano y flexiona tus rodillas y caderas como para colocarte en una posición de sentadillas.
Eleva ambas mancuernas en forma recta hacia arriba sin alterar los ángulos de tus rodillas y caderas, y bájalas nuevamente luego de una breve pausa.
Exhala al levantar las mancuernas e inhala al retornar a la posición de inicio.



Remo vertical con mancuerna | 2 minutos 


Levante las mancuernas hacia el pecho, manteniendo las pesas junto al cuerpo tanto como le sea posible. Los codos deben permanecer abiertos durante todo el movimiento. Cuando las mancuernas estén a la altura del pecho (y no el mentón), haga una pausa de 1-2 segundos, luego baje las mancuernas a la posición inicial.

Press de pecho | 1 minuto

Túmbate boca arriba con las rodillas dobladas y una mancuerna en cada mano.
Baja las mancuernas a la altura de los hombros con las palmas mirando hacia el frente.
Extiende los brazos hacia el techo.
Baja las mancuernas hasta que toques el suelo con los codos.
Vuelve a subir los brazos hasta la posición inicial.

Flexiones | 1 minutos 

Para ejecutar correctamente las flexiones con rodillas apoyadas, en primer lugar, colocaremos una toalla doblada o colchoneta en el suelo. Nos arrodillaremos en ella de manera, que las rodillas queden bien protegidas.
Colocaremos los brazos hacia fuera de modo que queden perpendiculares con los hombros. Extenderemos la parte superior del cuerpo en una línea recta desde las rodillas hasta arriba.
Bajaremos la parte superior del cuerpo al suelo de modo que la nariz y el pecho estén tocando el piso o colchoneta. Apretaremos los glúteos mientras baja el cuerpo para controlar el movimiento. Mantendremos los codos cerca de los lados a medida que vamos bajando.
Subiremos el cuerpo hasta la posición inicial empujando hacia arriba con los brazos, que son los que se encargan de ejecutar la subida, y no innecesarios tirones. Bloquearemos los codos cuando el cuerpo esté en la posición de partida nuevamente.

Descarga totalmente gratis un plan de nutrición
para bajar de peso presionado la imagen.





Compartir en:

Entradas Populares